Ya disponibles los Mercedes-AMG GLC 63 4MATIC+ 2019

    Mercedes-AMG GLC 63 S 4MATIC+ Coupé (2019);Kraftstoffverbrauch kombiniert: 12,3 l/100 km; CO2-Emissionen kombiniert: 280 g/km*
    Mercedes-AMG GLC 63 S 4MATIC+ Coupé (2019);Fuel consumption combined: 12.3 l/100 km; Combined CO2 emissions: 280 g/km*

    Las novedades más importantes, en resumen:

    • Nuevo diseño de los faros
    • Nuevo diseño de las luces traseras
    • Nuevas llantas opcionales de 21 pulgadas
    • Nuevos embellecedores dobles de la salida de escape de 90 mm con sección trapezoidal
    • Nuevo color de la carrocería gris grafito metalizado
    • Sistema de infoentretenimiento MBUX con funciones e indicaciones específicas de AMG, visualizador con pantalla táctil, mando fónico de respuesta más rápida y, como opción, manejo por gestos
    • Nuevo volante AMG con botones Touch Control y teclas (de serie en el modelo S)
    • Nuevo tapizado en cuero gris magma/negro con costuras de adorno en color de contraste amarillo
    • Diferencial autoblocante con regulación electrónica en el eje trasero, de serie en todos los modelos
    • Nuevo programa de conducción de AMG DYNAMIC SELECT «Calzada resbaladiza»
    • Sistema de control de estabilidad AMG DYNAMICS con tres configuraciones de agilidad (cuatro en el modelo S)
    • Asistente de maniobra con remolque
    • Modelos S equipados de serie con el paquete AMG Driver
    Mercedes-AMG GLC 63 S 4MATIC+ (2019);Kraftstoffverbrauch kombiniert: 12,4 l/100 km; CO2-Emissionen kombiniert: 283 g/km*
    Mercedes-AMG GLC 63 S 4MATIC+ (2019);Fuel consumption combined: 12.4 l/100 km; Combined CO2 emissions: 283 g/km*

    Mecánicas revisadas

    El SUV y el coupé están disponibles en dos variantes diferentes, la básica y el modelo S. El motor V8 biturbo de 4,0 litros desarrolla 350 kW (476 CV) o 375 kW (510 CV), el par motor máximo asciende a 650 o 700 Nm. El GLC 63 4MATIC+ acelera de cero a 100 km/h en 4,0 segundos, el modelo S incluso en 3,8 segundos. La velocidad máxima asciende a 250 km/h en el modelo básico (limitada electrónicamente; 270 km/h en combinación con el paquete AMG Driver). En los modelos S, esta cota es 280 km/h. El impresionante dinamismo se debe también al tren de rodaje AMG RIDE CONTROL+ con suspensión neumática y amortiguación adaptativa regulable —que incluye ahora como equipamiento de serie para todas las variantes un diferencial autoblocante con regulación electrónica en el eje trasero— y a los apoyos dinámicos del motor, que se montan de serie en los modelos S.

    Actualidad AutoBeltran